sábado, 18 de julio de 2009

GRANADO

Punica granatum

Descripción

El término punica deriva de la denominación romana de su fruto (manzana de Cartago), y el de granatum a sus abundantes granos. El granado pertenece a la familia de las punicáceas con dos especies: el P. protopúnica y el P. granatum. Dentro del P. granatum tenemos dos variedades que serían el P. granatum "nana" y el P. granatum "nejikan".

Orígenes y Características. Esta especie es originaria de Asia y de las regiones mediterráneas. El granado es caducifolio y sus hojas lanceoladas, de color verde intenso, brillantes y de borde liso o ligeramente ondulado. En el caso de ejemplares silvestres pueden ir acompañadas de espinas. Uno de los aspectos más importantes de esta especie son sus flores que pueden ser de múltiples colores, blancas, rojas, anaranjadas, matizadas, etc. Debido a esto los granados suelen plantarse en tiestos azules o crema para realzar la intensidad de la floración. El fruto es la granada ya conocida por todos.

Obtención. Una de las maneras de reproducir el granado es mediante semilla. Las semillas deben de ser frescas y deberemos de colocar el semillero al sol para que germinen. Si lo que queremos es mantener las características de la planta madre lo haremos entonces mediante esqueje y acodo. El esquejado es puede hacer en Febrero-Marzo o bien en Junio-Julio, y el acodo desde Abril hasta Agosto.

Situación. El granado es una especie de climas cálidos por lo que ama el sol y teme a las fuertes heladas. Es posible cultivarlo en el interior aunque agradece su salida al exterior cuando la temperatura es agradable.

Riego. El riego debe ser diario durante la estación de crecimiento aunque hay que tener cuidado con un exceso que debilitaría el árbol manifestándose un crecimiento largo y débil

. Abonado. El abonado debe de ser constante desde que comienza la estación de crecimiento teniendo en cuenta que a partir de septiembre deberemos abonar con alto contenido en fósforo y potasio.

Poda. La poda es sencilla en el granado. Tendremos especial cuidado en la poda de ramas gruesas pues esta especie tiende a retirar savia, siempre sellaremos bien las heridas. Realizaremos una poda de mantenimiento a principios de primavera consistente en eliminar el exceso de crecimiento producido durante todo el año. Así mismo, deberemos aclarar el árbol durante la estación de crecimiento dejando crecer a 6-8 hojas y reduciendo a 2. El granado se maneja bien con la poda y utilizaremos el alambrado con cuidado ya que sus ramas son bastante quebradizas. La mejor época será mayo-junio. Esta especie se presta su cultivo en muchos estilos diferentes siendo habitual el ver granados formados en estilo escoba o vertical informal.

Trasplante. El trasplantado cada dos o tres años es suficiente. Conviene emplear un substrato rico en materia organica, pero que al tiempo facilite el drenaje del exceso de agua. La época idónea para efectuarlo es cuando el árbol haya brotado con un par de hojas. Podemos reducir el cepellón bastante que el árbol no lo acusará en absoluto. En árboles de avanzada edad podemos retrasar un poco más el trasplante.

Plagas. Le suelen atacar principalmente el pulgón, la cochinilla algodonosa, mosca blanca y araña roja. Aplicaremos un insecticida sistémico para eliminar los tres primeros y un acaricida para la araña roja. Una de las mejores defensas del árbol frente a posibles plagas y enfermedades es un buen cultivo, un granado bien cultivado, no suele presentar problema alguno.

CALENDARIO DE TRABAJO

trabajo_granado

2 comentarios:

Anónimo dijo...

me dieron un arbolcito de granado i lo plante en una maceta pequeña para acerlo bonsai, llevo una semana con el i las ojas se le estan secando..le e puesto vitaminas,i durante los primeros dias ice riego constante pero aora lo riego cada dos dias...que puedo acer para que no se seque?¿


HELP PLIS!!

misaani dijo...

Hola, en primer lugar no me dices si lo transplantaste nada más llegar a tus manos o dejaste un espacio prudencial de tiempo para que el árbol se aclimatase a su nueva casa.
(digamoslo así).
Todas las plantas que compramos, solamente por el hecho de cambiarlas de ambiente ya pierde algunas hojas al principio.
Si encima lo pasaste enseguida a la bandeja, recortando parte del nebari (raices) y lo regaste demasiado, es normal que tanto trauma ( cambio de ambiente, de maceta, recote de raices, riego excesivo por falta de raices y no sé de donde eres, ni si es primavera)
Me parece que te lo has cargado.
Cuando compres otro granado, dejaló por lo menos que pase un invierno en la maceta de origen(no seas impaciente) y cuando enpiecen a salirle las primeras yemas rojizas en febrero-marzo, lo pasas a la bandeja, eliminando toda la tierra entre las
raices, incluso lavalas bajo el chorro del grifo y eliminando gran parte de las raices.
Le pones en la base de la bandeja una regilla en los agujeros y una capa de grava de rio o volocánica y un sustrato especial para bonsai.
Riegalo hasta que el agua salga clara por los agujeros y no vuelvas a regar hasta que la primera capa de tierra esté seca.
Saludos y suerte.

 
IR ARRIBA
Nos puedes seguir en